La mala gestión de Amparo Folgado obliga a retrasar la reapertura de La Cotxera, que supondrá cerca de 100.000 € al bolsillo de los torrentinos y torrentinas

El Ayuntamiento ha emitido un comunicado para que los usuarios conozcan el estado actual en que se encuentra La Cotxera y los trámites que procederán a su reapertura.

Tras el abandono de las instalaciones por parte de la empresa gestora el pasado mes de enero, técnicos de la casa han estudiado el estado de las mismas y se ha encargado una auditoría que ha dado a conocer el coste total que el Ayuntamiento tendrá que asumir para poder volver a ponerlas a disposición de las familias de Torrent en unas condiciones adecuadas, y que asciende a 95.440 euros.

Según el informe son muchas las irregularidades que llevaba sufriendo la instalación desde hace varios años, tales como deficiencias en la toma de tierra, la depuradora, filtrado de agua… “Amparo Folgado y su gobierno no se han preocupado por mantener en unas mínimas condiciones las instalaciones de La Cotxera, que lleva ya cerrada cerca de medio año por su mala gestión y que seguirá así ya que estamos obligados a realizar una serie de actuaciones para volver a abrirlas que costarán cerca de 100.000 euros al bolsillo de los torrentinos y torrentinas”, explica el portavoz del PSPV-PSOE de Torrent, Andrés Campos, quien resalta que muchas de las deficiencias aparecidas en la auditoría suponían un serio riesgo para los cerca de 600 usuarios, muchos de ellos niños y niñas, mientras que otras de las carencias son fruto de “la inexistente vigilancia de las instalaciones, como una deshumectadora que se adquirió por 60.000 euros hace unos años de la que apenas se hecho uso” mientras se oxidaban y se echaban a perder calderas, tuberías y estructuras o se prohibía el acceso a padres a las gradas porque el exceso de humedad y deterioro. “La irresponsabilidad demostrada por el Parido Popular en este asunto es más sangrante si tenemos en cuenta que hace apenas cinco años se invirtieron 166.000 euros en la reapertura que anunciaron a bombo y platillo”, argumenta la concejala de Deportes, Nadia Marín.

El siguiente paso del equipo de gobierno es iniciar los trámites para la modificación del presupuesto y la generación de crédito, ya que este gasto no se contemplaba en la elaboración del mismo, e iniciar las obras para poner a punto las instalaciones en condiciones adecuadas para el uso y disfrute. “Además, se deberá definir el modelo de gestión que sea más beneficioso para la ciudad. Aunque el trámite sea largo, el gobierno tiene la voluntad de reaperturar La Cotxera a finales del último trimestre de 2016”, comenta Andrés Campos, quien esta semana se ha reunido con la ‘Plataforma para la reapertura de la Cotxera’ para informarse de cómo estaba la situación, en el proceso en que se encontraba y qué pasos se iban a seguir: “Fue una reunión productiva, en aras de mantener una comunicación abierta, transparente y buscar soluciones que agilicen la resolución de este problema que jamás deberían haber padecido”.